Está clara una fuerte inclinación hacia el comercio online de venta de viajes y la compra de estos mediante aplicaciones y agencias virtuales. Incluso, muchas empresas de renombre han tenido éxito aprovechando o impulsando esta tendencia. Frente a ello, parecería que la intermediación tiene poco futuro; sin embargo, en muchos foros se habla también de la creciente demanda de viajes más sofisticados, nuevos nichos, más destinos y el valor del asesoramiento profesional para cubrir las expectativas de clientes mucho más informados.

Comparte este artículo